SpanishEnglishFrenchJapaneseCatalanBasqueChinese (Simplified)
ACCESO CAMPUS
ACCESO CAMPUS

Cuando hablamos del liderazgo del entrenador a nivel deportivo, no debemos referirnos simplemente a las formas en que se maneja con respecto a las actividades que se desarrollan en un campo de juego. Sino que ser un buen líder representa las habilidades de ese entrenador para desenvolverse en cualquier ámbito de la vida.

Los cuatro tipos de liderazgo

Principales características de un buen líder

A la hora de repasar los puntos principales que hacen a un líder exitoso hay que tener en cuenta las siguientes características:

  • Especialista: Para que se vea representado el liderazgo del entrenador, debe demostrar su conocimiento. Muchas veces se ha dicho en el mundo del fútbol que “el jugador muere por un entrenador que sabe de lo que está hablando”. Y más de una vez hemos escuchado, por ejemplo, a Lionel Messi decir que Guardiola fue el mejor entrenador que tuvo porque “te decía exactamente lo que iba a pasar en el siguiente partido”, y sucedía. Por eso, saber leer el juego, debe ser la principal característica de un buen líder.El liderazgo del entrenador
  • Saber comunicar: Este concepto está un poco relacionado con el anterior, pero en este caso lo que debe saber desarrollar el entrenador es su vehículo para mostrar todos sus conocimientos. Si la relación con sus jugadores es buena, todo será mucho más fácil.
  • Gestión del poder: También es muy importante para el liderazgo del entrenador que el jugador perciba que el uso de su capacidad de poder sea bien utilizada. Con esto nos referimos a que si por ejemplo, un jugador es titular sea porque lo ha merecido a base de esfuerzo en los entrenamientos. Al ser el entrenador el líder del grupo, es el que tiene el poder de decisión en las alineaciones. Y si da la sensación de que algo es injusto o está impuesto desde la directiva, la confianza se pierde.
  • Predicar con el ejemplo: El liderazgo del entrenador debe contar con un hecho muy simple, pero que muchas veces no se cumple. Cuando el líder actúa de una manera correcta tanto con los propios futbolistas, como con adversarios e incluso con los árbitros, esto funciona como un espejo para lograr un grupo unido y respetuoso.

La creación del líder

La creación del líderEn primer lugar, hay que tener en cuenta que la figura del líder puede surgir de forma natural o impuesta desde afuera. Por ejemplo, el capitán de un equipo que sobresale de sus compañeros por ser alguien carismático, con los objetivos claros y a su vez un gran motivador y referente. Es una figura que surge por sí misma y se gana el rotulo de líder. Pero, por otro lado, un entrenador estrella que llega al club impuesto por la directiva deberá demostrar esa capacidad de liderazgo para ganarse el respeto del grupo de futbolistas y ser percibido como tal.

Los cuatro tipos de liderazgo

El liderazgo del entrenador a grandes rasgos puede encasillarse dentro de cuatro categorías principales:

Líder democrático: Este tipo de líder se caracteriza por permitir la participación de sus dirigidos en las decisiones. Esto quiere decir que los futbolistas pueden ser parte importante en la planificación de los partidos, o incluso de los puntos a trabajar durante la semana de entrenamiento. Si plantean el hecho de que necesitan mejorar a nivel defensivo, este tipo de liderazgo del entrenador acepta el comentario y se dispone a hacerlo.Principales características de un buen líder

Líder autoritario: Es totalmente opuesto al líder democrático, todo se hace como el lo plantea y no permite ningún tipo de participación de los jugadores en sus decisiones. Por ejemplo, si cree que lo que hay que trabajar es la condición física, no importa que sus dirigidos se sientan exhaustos, deberán trabajar aún más duro.

Líder persuasivo: Este tipo de liderazgo acostumbra no solo a que los jugadores tomen buenas decisiones por su imposición. Sino que además cada jugador tenga la capacidad de determinar el porqué de esas decisiones. Una de las grandes ventajas es la buena relación que se genera entre el DT y sus jugadores, porque ambos estarán alineados en el objetivo común.

Líder permisivo: El liderazgo del entrenador permisivo se caracteriza por permitir al grupo tomar decisiones libremente. El único problema se da cuando el grupo de deportistas no es lo suficientemente maduro como para tomar decisiones que favorezcan la conquista del objetivo. Por eso, muchas veces este tipo de liderazgo es considerado un arma de doble filo.

Conclusión

En definitiva, existen distintos tipos de líderes y de tipos de liderazgo. Para un entrenador no hay nada más importante que la formación constante. No solo en lo que tiene que ver con las características del desarrollo del deporte al que esté dedicando su vida. Sino además con todo tipo de factores psicológicos que promuevan el correcto andar del grupo de deportistas al que están dirigiendo.