SpanishEnglishFrenchJapaneseCatalanBasqueGalician
ACCESO CAMPUS
ACCESO CAMPUS

Si nunca has jugado un partido de fútbol antes, deberías intentarlo. Es un deporte muy divertido que todo el mundo puede jugar, y puede ser jugado prácticamente en cualquier lugar. Y tampoco cuesta mucho jugarlo. Esta facilidad de acceso es lo que lo convierte en el deporte más popular del mundo. Hay múltiples y diferentes beneficios de jugar al fútbol que harán que quieras jugarlo todo el día. No sólo es un deporte divertido que te permite socializarte con los demás, sino que también es fantástico para tu salud muscular, tu salud cardíaca, tu fortaleza ósea, tu estado mental y mucho más.

Cualquiera puede jugar al fútbol, en cualquier lugar

¿POR QUÉ ES BUENO JUGAR AL FÚTBOL?

Mejora la capacidad aeróbica

Uno de los principales beneficios de jugar al fútbol es la mejora que provoca en la capacidad aeróbica. Correr a cualquier intensidad durante 90 minutos requiere un alto nivel de resistencia. Por lo tanto, los jugadores de fútbol a menudo tienen una tremenda cantidad de capacidad aeróbica siendo capaces de pasar de caminar a esprintar y tener una rápida recuperación para hacerlo una y otra vez, y otra vez.

 

Mejora la salud cardiovascular

Este es probablemente uno de los mejores beneficios de jugar al fútbol. El jugador promedio corre de 8 a 11 kilómetros en un juego completo. El constante caminar, trotar y correr ayudan a mantener el ritmo cardíaco del jugador, proporcionando un excelente ejercicio cardiovascular. Este movimiento constante ayuda a los jugadores a fortalecer sus corazones, a resistir la acumulación de placa en las arterias coronarias, a reducir su presión sanguínea y a quemar el exceso de calorías.

 

Reduce la grasa corporal y mejora el tono muscularConstruye la fuerza muscular

El fútbol es un gran deporte para quemar grasa porque trabaja los músculos y el corazón de diferentes maneras. El fútbol construye más masa muscular y quema más grasa al reclutar fibras musculares tanto de cambio lento como de cambio rápido. Como entrenamiento general, quema más calorías que los entrenamientos típicos ya que los jugadores se ven obligados a cambiar entre el uso de las vías de energía aeróbica y anaeróbica. Por tanto, este es uno de los mayores beneficios de jugar al fútbol.

 

Construye la fuerza muscular

La fuerza de la parte inferior del cuerpo es necesaria para golpear, saltar, bloquear, cambiar de ritmo y girar. También forma la base de la velocidad explosiva. La fuerza de la parte superior del cuerpo es necesaria para proteger el balón, retener a los oponentes, hacer lanzamientos y también contribuye a la potencia y la explosividad general. El juego regular de fútbol construye la fuerza usando todo el cuerpo.

 

Aumenta la fuerza de los huesos

En general, la densidad ósea disminuye a medida que las personas envejecen. Las repetidas cargas de peso en el cuerpo durante un partido de fútbol son una excelente manera de aumentar la fuerza de nuestro esqueleto. Mantener la forma física a través del fútbol durante toda la vida es una gran manera de mantener los huesos fuertes y uno de los más importantes beneficios de jugar al fútbol.

Mejora la capacidad aeróbica

Enseña coordinación

Debido a los cambios entre caminar, correr y esprintar, la coordinación es clave en el fútbol. Otro de los beneficios de jugar al fútbol es que la coordinación del cuerpo se mejora a través de los movimientos complejos como el regate, los giros y los pases, que se realizan a diferentes velocidades y direcciones. La coordinación ojo-mano mejora cuando los jugadores golpean el balón o reciben un pase de alguien. Cuanto mejor sea la coordinación, mejor será la ventaja en un partido.

 

Promueve el trabajo en equipo y el compartir

Aunque los objetivos de la aptitud física son generalmente muy personales, todos podemos beneficiarnos al compartir objetivos comunes con otros que nos empujan hacia ellos. Las lecciones que los jugadores aprenden en el campo se traducen al resto de sus vidas y la camaradería que comparten los compañeros de equipo es incomparable. La capacidad de trabajar con otros para alcanzar un objetivo común es poderosa cuando se relaciona con la vida cotidiana, en otras palabras, unirse a un equipo.

 

Aumenta la función cognitiva del cerebro

El fútbol ayuda a aumentar las habilidades de concentración, persistencia y autodisciplina porque es un juego rápido que requiere decisiones rápidas en el campo. Incluso cuando el ritmo parece disminuir, los jugadores buscan constantemente ventajas territoriales, tratando de posicionarse para recibir un pase o para defender un área que el oponente pueda atacar.

Beneficios de jugar al fútbol

Aumenta la confianza y la autoestima, y ayuda a reducir la ansiedad

Construir la fuerza física y la resistencia ayuda a construir la confianza en un jugador tanto dentro como fuera del campo. La confianza y la autoestima no sólo influyen en el rendimiento deportivo, sino también en el rendimiento en la escuela, la carrera, la vida familiar y las amistades. Además, como en todas las formas de ejercicio, las endorfinas que se liberan en el cuerpo después de un partido son importantes reductores del estrés y la ansiedad. Varios estudios señalan que el ejercicio es un tratamiento muy eficaz para la depresión y la ansiedad.

 

Cualquiera puede jugar al fútbol, en cualquier lugar

El último de los beneficios de jugar al fútbol es que no es un deporte caro o prohibitivo. Todo lo que se necesita es espacio y un balón. Es un deporte relativamente simple de practicar y se juega principalmente al aire libre, lo que ya hemos mencionado como saludable aquí.