SpanishEnglishFrenchJapaneseCatalanBasqueChinese (Simplified)
ACCESO CAMPUS
SpanishEnglishFrenchJapaneseCatalanBasqueChinese (Simplified)

En el mundo del fútbol existen dos grandes clubes que acaparan la atención de lo que representa a la excelencia competitiva. No estamos hablando ni del Real Madrid ni del Barcelona, ni del Liverpool o el Manchester United, tampoco nos referimos a los gigantes italianos de la ciudad de Milán o la Juventus. Estamos poniendo el foco en el club de los números sietes y el club de los mejores dieces de la historia del fútbol.

Aunque últimamente algo comercial, lo cierto es que el paso del tiempo nos ha demostrado que tanto los sietes como los dieces de la historia del fútbol se llevaron la atención del mundo entero en diferentes épocas y diferentes clubes. Old Trafford, el Camp Nou, el Santiago Bernabéu y el estadio San Paolo (actualmente renombrado como Diego Armando Maradona por el mismo tema que involucra a este artículo) han sido la casa de esos jugadores que marcaron una época a base de puro talento y mentalidad ganadora.

Messi y Cristiano

Visto desde lejos, claramente se observa como tanto el club de los 7 como el club de los 10 representa un estilo muy particular que incluso puede observarse en el paladar de los fanáticos de los clubes a los que tan bien han representado. El número que han sabido llevar en su espalda, y que para muchos representa una presión casi insostenible, terminó por asociarlos directamente con su nombre.

 

Mejores sietes y dieces de la historia del fútbol

A continuación repasamos a los mejores sietes y dieces de la historia del fútbol.

 

El club de los número 7

Raúl González

Resulta imposible comenzar una lista de los mejores números 7 de la historia y no recordar al delantero del Real Madrid. El ídolo de la Casa Blanca mostraba como su principal cualidad la forma en la que leía los partidos. Además, exponía una precisión para convertir goles que resultaba envidiable y su capacidad para ponerse el traje de líder en un equipo repleto de figuras. Raúl fue un futbolista completísimo, que podía asistir, organizar el juego o rematar para convertir. En el Real Madrid hizo historia con el número 7 en la espalda al conseguir tres Champions League, seis ligas, y cuatro supercopas. La única mancha, quizá, es nunca haber conseguido un Balón de Oro que sin dudas mereció.

George Best

El crack que hizo historia en el Manchester United logró trasladar la locura al teatro de los sueños. Con un estilo de juego muy particular en donde sobresalían el regate fino y la calidad pudo transformar a toda una ciudad para que se alinearan tras él y juntos conseguir la Copa de Europa del 68. Lentamente se convirtió en poco menos que una leyenda para los Diablos Rojos y, de hecho, pudo haberla seguido acrecentando, pero sus problemas con el alcohol y su falta de medios para responder ante el agobio que significó la fama, terminaron por ponerle punto final a una carrera que igualmente fue sobresaliente.

Cantona

Si decimos que Sir Alex Ferguson cambió la historia del Manchester United desde el banquillo, su discípulo Eric Cantona fue quien lo hizo desde dentro del terreno de juego. Francés, desquiciado y un absoluto crack dentro sobre el césped, Cantona literalmente cambió la historia del United con su personalidad. Los fanáticos llenaban el estadio cada fin de semana para ir a verlo jugar, algo que hoy podemos comparar con fenómenos de la talla de Messi o Cristiano. En el equipo inglés consiguió 4 Premier Leagues y 2 FA Cup, mientras que, como Raúl, también se dejó una pequeña cuenta pendiente, y en este caso fue no poder conseguir la Champions League.

El club de los número 7

Garrincha

Saliendo de la mítica batalla por el mejor número 7 de la historia que se disputan Real Madrid y Manchester United, el brasilero Manuel Francisco dos Santos, mejor conocido como Garrincha, hizo historia con el Botafogo en una época en la que no era nada habitual conseguir jugar en el fútbol europeo. En su haber cosechó 7 títulos locales, pero lo más destacable fueron las dos Copas del Mundo en Suecia 1958 y Chile 1962. Por último, mencionar que Garrincha fue un auténtico goleador a pesar de no jugar como un delantero centro: 249 goles en 579 partidos.

 

El club de los números 10

Diego Armando Maradona

El número 10 en una espalda se asocia inmediatamente con Diego Armando Maradona. Como es innecesario destacar los títulos obtenidos y los clubes a los que representó, simplemente diremos que no habrá una actuación igual en la historia de los mundiales como la de Maradona en México 86.

Ronaldinho

Si existen grandes dieces de la historia del fútbol, Ronaldinho merece su lugar en la lista. Llegado desde PSG al Barcelona, el 10 más feliz del mundo dejó en su repertorio cientos de jugadas y piruetas espectaculares que hasta alguna vez hicieron aplaudir a los propios fanáticos del Real Madrid. El 10 en la espalda supo llevarlo tanto a nivel clubes como en la Selección de su país, con la que consiguió la Copa del Mundo del 2002 en Korea-Japón.

Zinedine Zidane

Otro que se ha colado entre los mejores dieces de la historia del fútbol y que no necesita presentación es el mago francés. Zinedine Zidane fue multicampeón con la Juventus y el Real Madrid de los Galácticos, mientras que con su Selección consiguió la Copa del Mundo de 1998 en su país. Si antes hablábamos que es casi imposible encontrar una actuación tan destacada como la de Maradona en el Mundial de 1986, también resulta muy complicado encontrar una actuación individual tan impresionante como la de Zidane frente a Brasil en el Mundial 2006.

El club de los números 10

 

Messi y Cristiano

Los mejores sietes y dieces de la historia del fútbolPor último, y porque ambos merecen un párrafo aparte, tanto Messi como Cristiano se han encargado de cambiar tanto la historia de sus clubes como la del fútbol en general. Rompiendo todos los récords a nivel individual y con la competencia más espectacular que se haya visto en los últimos años entre Barcelona y Real Madrid, el argentino se encargó de enaltecer el número 10 de su espalda para que nunca nadie pueda conseguir romper los números logrados. Mientras que comandando el club de los números 7, Cristiano Ronaldo es historia pura con la camiseta blanca y también dejó el listón demasiado alto para que alguien con ese número en la espalda logre siquiera atreverse a igualar su palmarés.