SpanishEnglishFrenchJapaneseCatalanBasqueChinese (Simplified)
ACCESO CAMPUS
SpanishEnglishFrenchJapaneseCatalanBasqueChinese (Simplified)
Claves para reinventarse como entrenador de fútbol

Claves para reinventarse como entrenador de fútbol

Muchas veces los entrenadores se quedan sin ideas para seguir desarrollando su profesión o simplemente sienten que no quieren salir de su zona de confort hoy hablamos de reinventarse como entrenador. Este es uno de los errores más habituales y suele suceder por dos cuestiones básicas, pero a su vez muy diferentes. Una primera opción es que esta sea una decisión consciente, donde a partir de una sucesión Potenciar las virtudesde victorias el entrenador siente que ya ha logrado conducir a su equipo por un camino del que nunca se desviará. En este caso, el entrenador deja de crear, de innovar y de formarse por el simple hecho de creer que esa zona de confort jamás se verá modificada y los buenos resultados se quedarán para siempre de su lado, él realmente cree que no necesita aprender nada nuevo ni incorporar ningún nuevo conocimiento para transmitírselo a sus jugadores.

Por otro lado, también puede ocurrir que el entrenador sufra una pérdida del entusiasmo por su profesión y por todo lo que eso conlleva. Simplemente puede suceder que día tras día el entrenador vaya perdiendo las energías que lo llevaron en su momento a decantarse por aquella profesión y esa pérdida de interés por el paso del tiempo se produce casi sin que lo note. En este caso estamos hablando de una falta de reinvención de forma inconsciente.

En ambos casos la solución es reinventarse como entrenador, y para eso hay algunos aspectos clave que podemos destacar.

Salir de la zona de confort

Lo que mencionábamos anteriormente con respecto a esta zona de confort tiene que ver con lo que es prácticamente una ley de cualquier ámbito de la vida. Una vez que las personas sienten que han llegado a un lugar en el que se sienten cómodas tanto a nivel personal, como profesional o de desarrollo intelectual, suelen dejar de ponerse en situaciones que generen algún cambio y por ende, que les permita seguir progresando. Algunos ejemplos enfocados en la carrera del entrenador pueden ser al no dejar el puesto de segundo entrenador de su amigo el DT, mantenerse entrenado en la misma división de siempre por miedo al cambio o simplemente no modificar un sistema de juego cuando se siente que es lo correcto a pesar de que otro sistema ya ha dado buenos resultados.

Conclusión sobre reinventarse como entrenador

Potenciar las virtudes

Todos los entrenadores tienen su potencial y para reinventarse como entrenador es importante tener bien en claro cuáles son los tuyos. Hay quienes tienen un gran conocimiento táctico, otros que son grandes motivadores y quienes saben transmitir a la perfección sus ideas mediante la comunicación. Una vez que sepas cuál es tu principal virtud debes trabajar en potenciarla y para eso existen una gran cantidad de cursos de todo tipo, ya sea de forma online o presencial seguramente existe una formación que te ayude a ser el mejor en lo que elijas. Sin olvidar mejorar el resto de las facetas en su debido tiempo, deberás sacar el máximo rendimiento de los aspectos que conoces a la perfección.

Mantén el foco

Mantener el foco en una meta concreta también va a ser una tarea muy importante para cualquiera que quiera reinventarse como entrenador de fútbol. Cada vez que tomamos la decisión de ir en busca de un objetivo todo nuestro cuerpo, y nuestra mente, se enfoca en esa dirección y cada paso que damos hacia adelante resultará una motivación en sí misma. Sin una idea clara de lo que realmente quieres será muy complicado levantarte todos los días de la cama para ir a entrenar a tu equipo. Pero cuidado, es mucho menos intimidante cuando empieza con un objetivo sencillo, porque también puede suceder que la falta de motivación se produzca porque ves la meta como demasiado improbable.

Salir de la zona de confort

Elige un mentor

Todos tienen un referente en su carrera, ya sea a nivel deportivo o profesional, y es una muy buena idea que en los momentos en los que sientas que ya no puedes reinventarte como entrenador puedas entablar una buena conversación con esa persona. Debes tener en cuenta que si ese referente tiene mucha experiencia en el mundo del fútbol seguramente ya habrá pasado por tu situación y habrá sentido lo que tú estás sintiendo.

Conclusión sobre reinventarse como entrenador

Claves para reinventarse como entrenador de fútbolComo habrás visto estos son unos consejos muy prácticos no solo para cualquiera que quiera reinventarse como entrenador, sino también para ser un mejor entrenador de fútbol. El hecho de elegir un mentor puede ser considerado incluso por alguien que no necesariamente se encuentre en una situación de querer abandonar su carrera o que sienta que las cosas no están yendo como él pensaba. De hecho, tomar este tipo de decisiones basadas en incorporar ideas y conceptos nuevos tiene mucho que ver con el primer punto de estas claves prácticas. Ya que salir de tu zona de confort es el primer paso para que logres reinventarte día a día.

La importancia de los cambios de orientación en el fútbol

La importancia de los cambios de orientación en el fútbol

Al hablar de la importancia de los cambios de orientación en el fútbol hacemos referencia a todo aquel golpeo de balón que se produce de un lado al otro del campo. Es la transición del balón desde un sector al otro cuando un equipo pretende realizar una acción defensiva u Controles, orientación y pases ofensiva, mientras que el objetivo principal es buscar espacios libres para en ataque para lograr lastimar al rival.

Dentro del juego del fútbol se pueden distinguir tres pasillos principales, dos corresponden con la amplitud. Son los de la izquierda y la derecha, y el tercero tiene que ver con el sector del centro del campo, a la que podemos llamar “zona de finalización” y es donde se encuentran las porterías. Los cambios de orientación en el fútbol se producen a partir de la circulación del balón en el centro del campo o bien mediante las conducciones individuales, pero el fin último es que aparezcan espacios libres del otro lado del campo al descolocar y desordenar al rival que estará concentrado en quitarnos el balón.

Algunos Ejemplos

Hay equipos que realizan este trabajo a la perfección y prácticamente trabajan los partidos para lograr cambios de orientación y de esa manera que esta arma sea una de las principales para sus ataques. Estos equipos en general se caracterizan por tener dos extremos muy veloces por ambos sectores y, a su vez, algunos jugadores con muy buena calidad en el medio campo, para de esa forma lograr una buena sucesión de toques en corto que desordenen al rival. En el Manchester City de Inglaterra, la aceleración que le da a las jugadas Kevin De Bruyne, al tocar en corto con Gundogan y Fernandinho (o David Silva en su momento), y los cambios de orientación que producen en el rival sus extremos Foden, Mahrez, Sterlin o anteriormente Sané, son verdaderos puñales creados dentro de un engranaje que da funcionamiento a la máquina de Guardiola.

cambiar de orientación el balón

Por otro lado, el Liverpool de Klopp cuenta en sus filas con un mediocampo muy interesante en el que suelen juntarse Henderson, Fabinho y Keita. Pero el verdadero extra se produce cuando logran sumarse al funcionamiento tanto Trent Alexander Arnold como Andrew Robertson. Cuando ambos laterales se cierran y se suman a la línea de volantes en muchas ocasiones generan esa distracción para que un cambio de orientación encuentre libres a Salah o a Mané. Y esto es sinónimo de peligro para los rivales.

Algunas mejoras necesarias

La importancia de los cambios de orientación en el fútbol

Entendimiento a nivel táctico

Para poder utilizar a los cambios de orientación en el fútbol es necesario pulir, antes, algunas otras cuestiones relacionadas con el juego. Un correcto entendimiento a nivel táctico le dará a los jugadores un mejor poder de decisión para saber exactamente cuando es un buen momento para realizar un cambio de orientación. Mientras más entiendan el juego a nivel táctico los integrantes del equipo, será más fácil sacarle provecho a esta variante.

Controles, orientación y pases

Otro punto importante es trabajar estas 3 características. Para conseguir mejores controles, recibir el balón estando ya perfilado, sumado a una precisión en los pases hará que esos cambios de orientación tengan una mayor velocidad y eficacia. Es sabido que en el fútbol moderno si hay algo que no sobra dentro del campo de juego es el tiempo. Y recibir con una correcta orientación del cuerpo, junto con un control ideal hará ahorrar mucho tiempo a nuestros futbolistas para seguir jugando en corto hasta el momento correcto en el que realizar un cambio de orientación sea provechoso.

Zonas de definición

Entendimiento a nivel tácticoPor último, de nada servirá todo el trabajo previo si luego no se logran transformar en goles todos esos movimientos preestablecidos y planificados. Cuando hablábamos del Manchester City de Guardiola y del Liverpool de Klopp como dos de los máximos exponentes de ese tipo de fútbol, gran parte de ese concepto tiene que ver con la gran capacidad de esos equipos no solo para generar excelentes distracciones mediante los toques en corto, sino también para realizar los propios cambios de orientación a través de los golpes precisos. Principalmente de Kevin De Bruyne, Jordan Henderson y   . Y sobre todo por la capacidad para aprovechar un amplio número de esas situaciones de peligro que se generan por esta variante táctica.

 

El talento gana partidos, el trabajo en equipo gana campeonatos

El talento gana partidos, el trabajo en equipo gana campeonatos

La frase que se ubica en el título de este artículo fue popularizada por quien es quizá el mejor deportista de toda la historia. Michael Jordan. Y a su vez, expone de manera concisa que cuando hay trabajo en equipo todas las aptitudes de los miembros de ese grupo se potencian. Mientras que a su vez aumentan los resultados positivos debido a la unión de esos esfuerzos que no funcionarían de la misma forma al desarrollarse individualmente.

Trabajo en equipo vs Estrella del equipo

Esta unión nace como una necesidad que se remite a la base de la civilización. Y que no es ni más ni menos que la relación con otras personas que se complementen con la idea de lograr un objetivo en común. Objetivo que sería realmente difícil de alcanzar de manera individual. Pero a su vez, al trabajar en equipo se origina la idea de una agilización y mejora de algunas condiciones que por separado obstaculizarían el desarrollo de diversas tareas que darían como resultado la consecución del objetivo.

Trabajo en equipo vs Estrella del equipo

En los equipos deportivos se han visto innumerables oportunidades en las que la posibilidad de conseguir el objetivo recae solamente sobre la estrella de ese equipo. Y poco le importa al aficionado si no se observa ese trabajo en equipo y esa cohesión necesaria en todos los ámbitos de la vida para poder lograr un campeonato. Su foco estará siempre puesto en que ese jugador casi mitológico que defiende sus colores pueda él por si solo ganar todos los partidos. Mientras que cualquier persona sabe que muy lejos está eso de ser posible y todo se basa en el trabajo en equipo.

El talento gana partidos, el trabajo en equipo gana campeonatos

Un grupo de jugadores pueden transformar un equipo. Pero esto ocurre a medida que se va alcanzando una cohesión, una unión y un entendimiento durante ese camino. Para ello deben crearse lazos muy importantes entre todos los implicados. De manera que a través de una serie de normas y comportamientos en común puedan defenderse tanto dentro como fuera del campo. Para que esto suceda, debe existir la personalidad de un líder, pero ser un buen líder es muy diferente que ser el salvador del equipo. El líder puede, o no, ser también líder a nivel deportivo, pero la principal característica es que debe promover una buena comunicación entre el conjunto de integrantes, trabajar por el logro de los objetivos comunes y establecer relaciones positivas dentro de ese plantel.

El éxito de un equipo

El pilar fundamental: trabajo en equipoHoy en día, lograr y mantener el éxito en cualquier equipo deportivo requiere esa cohesión de capacidades y de talentos de muchos profesionales. Y, como dijimos, un jugador en particular no puede transformar los fracasos en éxitos, y por eso el trabajo en equipo se basa en la cooperación entre muchos. Una cooperación en la que todos los participantes aporten sus diferentes habilidades, aptitudes, pensamientos y hasta sus diferentes emociones. El trabajo en equipo en su máxima expresión nos habla de una necesidad de compromiso en la que todos los responsables de las metas en común de ese grupo de deportistas se encuentren alineados.

La mejor manera de conseguir fomentar un buen clima dentro del grupo es que se potencie la motivación dentro del equipo y, por ende, su compromiso dentro de él es uno de los mayores desafíos que afronta tanto el líder del que hablábamos dentro del equipo, como del propio entrenador. Este último debe dejar bien claro desde un comienzo, que no hay lugar para el egoísmo y que siempre se deberán poner los objetivos grupales por sobre los objetivos individuales.

El pilar fundamental: trabajo en equipo

El éxito de un equipoPor otra parte, la competitividad dentro del mundo del deporte, así como su constante situación de cambios y modificaciones a nivel de nombres dentro de cada equipo, pone a prueba constantemente tanto a los propios jugadores, como a los entrenadores y hasta los directivos. Ya que esto ha provocado que muchos equipos exitosos hayan necesitado realizar cambios muy drásticos en ‘sus formas’, para no perder posibilidades en la lucha por esos objetivos.

Cuando hablamos de cambios drásticos nos referimos puntualmente a la forma de jugar con la que se afrontan los partidos. Ya que si en otra época lo que ha funcionado dependía de la calidad técnica de jugadores que ya no están en el equipo. Esto significa que no necesariamente el estilo deberá ser el mismo para poder competir en el máximo nivel. Y por el contrario muchas veces son los jugadores con los que cuenta el entrenador los que le darán los indicios para determinar cómo continuar en el camino hacia el éxito. Lo único innegociable y que jamás podrá modificarse es que en ese camino el pilar fundamental será el trabajo en equipo.

Herramientas psicológicas para entrenadores de fútbol

Herramientas psicológicas para entrenadores de fútbol

La formación que lleve a cabo el entrenador de fútbol que pretenda desarrollar su tarea de manera profesional será su herramienta más importante para conseguir resultados positivos. Sin embargo, muchos creen que finalizar el curso de entrenador de fútbol es el final de un camino de aprendizajes, cuando en realidad incorporar todos esos conocimientos debería ser el inicio de una vida de cursos, actualizaciones y formación constante. En este artículo os explicamos algunas de las herramientas psicológicas para entrenadores de fútbol.

Herramientas psicológicas para entrenadores de fútbol

Hoy en día cada vez cobran más fuerza las ramas de la docencia que tienen que ver con cuestiones que en su momento se consideraban secundarias, pero que en la actualidad son de vital importancia para obtener el máximo rendimiento de un deportista. Entre tantas otras, las principales son las relacionadas con la alimentación y la mente, como la nutrición, la inteligencia emocional o la psicología deportiva.

Herramientas psicológicas para entrenadores

Estos son los pilares fundamentales en cuanto a cuestiones que tienen que ver con el deporte pero que no hacen énfasis en la actividad física en particular. Elaboramos este articulo con las principales herramientas psicológicas para entrenadores. A partir de las cuales podrán trabajar en el día a día con sus jugadores cuestiones muy simples pero que a la vez son muy importantes.

Actuar según tus principios

Pensar en ganarUn primer paso fundamental es tener unos principios bien claros a partir de los cuales tomar decisiones en los momentos más complicados. Los valores son muy importantes para transitar la vida de manera correcta y, además, los principios deben ser consecuencia de esos valores para poder predicar con el ejemplo ante los deportistas.

Es una idea muy interesante poner esos principios por escrito para poder consultarlos cuando surja algún conflicto. Incluso pueden servir para fijarlos en la mente a causa de consultarlos de manera frecuente. Por ejemplo, si surge una pelea dentro del equipo y dentro de tus principios consideras justo sancionar a ambas partes para que eso sea un ejemplo para el resto del grupo, entonces estarás en la guía correcta tanto para solucionarlo como para contribuir con la educación en valores del propio equipo. Actuar según unos principios claros es una de las principales herramientas psicológicas para entrenadores y deberías ponerlo en práctica cuanto antes.

Comunicarte de manera correcta

Otra de las herramientas psicológicas para entrenadores es la posibilidad de comunicar siempre sus ideas de manera correcta y positiva. Con esto no se quiere decir que no deban decirse las cosas malas a los deportistas. Por el contrario, tener la capacidad de poder transmitir un concepto generando una buena recepción en tus jugadores puede ser un factor determinante en su rendimiento. Si logras transmitir de buena manera todos los conocimientos que has adquirido el deportista estará agradecido por intentar hacerlo un mejor jugador. Pero si la comunicación no es tu fuerte y no logras lograr credibilidad, de que habrán servido tantas sesiones de entrenamiento.

Pensar en ganar/ganar

Actuar según tus principiosUno de los 7 hábitos de las personas altamente efectivas, según Stephen Covey, nos habla de la idea de pensar en ganar/ganar. Básicamente la idea se trata de dejar de centrarnos en nosotros mismos para comenzar a poner el foco en las necesidades o preocupaciones de las otras personas. Y cuando logramos entender perfectamente cuales son las inquietudes de nuestros deportistas nos será muchísimo más fácil llegar al punto ganar/ganar. Dejamos la zona en la que nosotros somos el centro y el foco de acción, para actuar sobre y con otras personas.

Para que un equipo consiga el éxito se debe conseguir un consenso total enfocados en esta idea. Absolutamente todos los actores deben estar comprometidos. Desde el entrenador, pasando por el presidente del club y hasta el portero suplente que deberá entender su función dentro del equipo. Si alguien no comprende que para obtener un beneficio todos deben pensar en ganar/ganar será todo mucho más difícil y los resultados positivos tardarán más en llegar.

Ser proactivo

Esta última se encuentra dentro de las herramientas psicológicas para entrenadores más importantes de todas. Se trata de una habilidad muy difícil de conseguir al menos que ya la tengas asimilada, pero que no por eso resulta imposible de incorporar. De hecho, la manera de conseguirla es a través de la práctica y bien vale la pena intentarlo. Ya que la proactividad es un concepto que está directamente asociado con el éxito.

Herramientas psicológicas para entrenadores

Ser proactivo significa tener iniciativa, ser responsable para con tus tareas del día a día, hacer realmente lo que hay que hacer, anticiparse a los hechos, tomar decisiones más acertadas con una base de fundamentos y trabajar arduamente para lograr los objetivos propuestos. Ya que es un concepto que está ligado a la psicología del trabajo, también se suele definir como una actitud ante la vida. En la que se asume el total control de la misma a través de la propia conducta y decisiones para desarrollar actividades creativas que puedan traer mejoras. Si logras enfocar esa proactividad dentro de tu equipo tenderás a buscar progresos constantes y a no conformarte con los objetivos propuestos. Logrando así una mejora y un desarrollo continuo.

Intensidad en el fútbol: un aspecto clave para mejorar a nuestro equipo y jugadores

Intensidad en el fútbol: un aspecto clave para mejorar a nuestro equipo y jugadores

El fútbol moderno se caracteriza por dos aspectos fundamentales: las transiciones y la intensidad. Si bien las primeras han existido prácticamente desde que se creó el fútbol, nunca habían sido tan determinantes a la hora de planificar los partidos. Los entrenadores de hoy en día, le dan una vital importancia a trabajarlas durante los entrenamientos para poder sacarle provecho en los partidos, y cuando hablamos de transiciones nos estamos refiriendo tanto a nivel ofensivo como también defensivo. Y un aspecto que trabaja en sintonía con estas transiciones es la intensidad. Hoy en día sin intensidad en el fútbol no se puede jugar en el nivel de elite. Todos los equipos que dominan el mundo del fútbol, tanto en Europa como en Sudamérica, lo saben.

Intensidad en el fútbol: un aspecto clave para mejorar a nuestro equipo y jugadoresSegún Alberto Egea, escritor de la revista Martí Perarnau, la intensidad “es responder de la mejor manera posible en el menor tiempo posible a un problema del juego que se ha previsto y entrenado antes”. Pero a su vez, esa intensidad no existe sin un nivel máximo de concentración en todos los jugadores del equipo.

Cuando se logra asociar intensidad en el fútbol con concentración estaremos bien encaminados a conseguir un equipo que pueda competir en cualquier nivel, pero se deben tener los recaudos necesarios para que esa exigencia no cause estragos tanto a nivel físico como a nivel mental. Porque en caso de producirse un exceso pueden producirse lesiones, pero también un agotamiento mental que limite al futbolista para seguir compitiendo.

Intensidad táctica

Pero además podemos hablar de la intensidad táctica. Definida básicamente como la forma de medir y prevenir la fatiga a nivel mental que producen todo tipo de tareas que plantea tanto el entrenador como el preparador físico durante los entrenamientos. Esto tiene que ver con el nivel de agotamiento tanto físico como mental. Producido a causa de las exigencias que se arrastran durante toda la temporada. Y que, llegado un punto de la misma, pueden terminar por dejar a los jugadores sin una gota de energía.

Cómo trabajar la intensidad en el fútbol

Teniendo en cuenta esta intensidad en el fútbol se intenta realizar una buena distribución de las cargas durante toda la semana de trabajo, respetando ciclos de recuperación y de descanso que requieren todos los integrantes del plantel. Esto tiene su reflejo inmediato en la última temporada que se está viviendo en el fútbol europeo. Donde a causa de la pandemia y el encierro que significó el comienzo de la misma, después debieron recuperarse muchos partidos en un corto lapso de tiempo. Y el propio jugador del Manchester City Kevin De Bruyne explicó la situación relacionada con este agotamiento del que hablábamos:

vida de futbolista“Llevo dos años jugando sin descanso. Pero nadie escucha a los jugadores. A veces me preocupo, especialmente cuando miro mi situación personal. He tenido ocho, nueve días libres este verano. No pude irme de vacaciones porque mi esposa estaba embarazada en ese momento, así que básicamente no he tenido vacaciones y si la temporada continúa, significa que habré jugado durante dos años sin descanso. Todo esto tiene un precio, especialmente a nivel mental”.

Unos días después el jugador belga sufría un desgarro durante un partido, nada es casualidad, sobre todo al hablar de intensidad en el fútbol.

Cómo trabajar la intensidad en el fútbol

Intensidad tácticaVale la pena mencionar que hay dos tipos de intensidades. Una se determina a nivel fisiológico, por ejemplo si se corre una determinada distancia a máxima velocidad en un tiempo determinado estaremos poniendo a prueba ese tipo de intensidad pero para nada estaremos trabajando la intensidad de concentración.

En cambio, si la tarea fuera un fútbol reducido de 3 vs 3 donde hay un máximo de pases para llegar al gol y además hay reglas determinadas a nivel táctico para que ese gol sea convalidado, entonces además de requerir una intensidad fisiológica se estará requiriendo una concentración muy importante y con ella una intensidad a nivel mental.

Entonces, el trabajo táctico-técnico debería ser la guía en los procesos de entrenamientos para de esa forma lograr darle una intención muy clara al ejercicio. Y mientras estemos trabajando la parte física también nos estaremos viendo obligados a mantener activo mentalmente al jugador. Esta es la misma intencionalidad que pretendemos que se reproduzca en la competición para así conseguir intensidad en el fútbol de nuestro equipo.

Fútbol Infantil: Enseñanza Y Rendimiento

Fútbol Infantil: Enseñanza Y Rendimiento

Cuando pensamos en las características del fútbol infantil, probablemente la palabra que se nos venga a la mente estará relacionada con el ocio, la diversión y la alegría que debiera generar una actividad tan básica como necesaria en las edades más tempranas de la vida. Sin embargo, muchos entrenadores y padres no entienden este concepto e intentan inculcar desde el principio la necesidad por obtener el mejor rendimiento durante la competencia.

Motivación principal en el fútbol infantil

Enseñar desde pequeñosLa motivación principal en el fútbol infantil nace en las ganas de los niños (aproximados al deporte a través de los adultos) de pasar un buen rato enfocados en la socialización y en un primer contacto con la actividad física de forma absolutamente amena. Para después, con el paso del tiempo que sea el propio niño el que decida si continuar, o no, con esa actividad determinada. Por eso, el hecho de que en las edades tempranas el deporte sea inculcado sin ningún tipo de presiones será fundamental para que se desarrolle en el niño un acercamiento tanto hacia la activad en particular, como hacia el deporte de manera general.

Evolución personal y como jugador

Fútbol Infantil Enseñanza Y RendimientoSi bien esta característica puede presentarse durante los primeros años, a medida que pasa el tiempo y el niño va evolucionando tanto a nivel físico como cognitivo, la relación con el entrenador y con el público también se va modificando. En este punto es en el que comienza a producirse la decisión para continuar o no dentro del deporte que en un principio eligieron los adultos responsables de su enseñanza. Y es particularmente el punto en el que tanto entrenadores como público en general comienzan a solicitar un rendimiento determinado dentro del fútbol infantil.

No hay un momento puntual en el que el niño deja de asistir a los entrenamientos y a la competencia deportiva (en general del fin de semana) con el único fin de divertirse para pasar a tener la prioridad de entregar un rendimiento al equipo. Sin embargo, la transición puede llevar varios años. Y quizá todos los involucrados en el fútbol infantil ni siquiera notan todos los cambios que se producen en la mencionada exigencia. Sino que simplemente se da como un hecho natural.

La transición

Formación en el fútbol infantilLa necesidad de mejora constante puede provocar dos situaciones. Ya que en un primer lugar el niño puede reconocer todo el entorno que lo rodea como algo nocivo y decidir concretamente dejar de asistir a desarrollar su actividad por culpa de una sobreexigencia. Por otro lado, puede ocurrir que al igual que su entorno vaya adquiriendo de manera natural esa expectativa de rendimiento. Ya sea porque comienza a sentirse mal cuando pierde o porque ve como una necesidad ganar los partidos. Cuando ocurre lo segundo, a su vez, pueden ocurrir dos cosas, que la práctica deportiva se vuelva parte de su vida e intente practicarla de manera competitiva. O que pasado un tiempo se de cuenta de que su disfrute pasaba por la simple práctica de la actividad y esa exigencia de rendimiento no es para él.

Enseñanza en el fútbol infantil: Prioridad principal

Entrenador de fútbol baseLa enseñanza en el fútbol infantil debería ser la principal prioridad. Pero también es cierto que a medida que pasan los años, los niños van creciendo, y con ellos sus ganas de ser mejores. Lo importante es que la transición de la que hablábamos anteriormente se produzca de manera consciente y que tanto los adultos responsables del niño como los propios entrenadores estén en constante comunicación con los niños para poder detectar cualquier problema que pueda surgir.

Dentro del fútbol infantil, la relación de la niñez en la temprana edad no debería ser con la competencia de manera directa. Sino que debe ser un ámbito en el que el contacto se entable con las reglas, los elementos y las herramientas. Porque en caso contrario se estará atentando contra el correcto desarrollo de esos niños a nivel deportivo. Por su parte, el fútbol, seguramente también tenga muchas cosas que rever en este sentido. Ya que suele ser asociado con las escuelas de fútbol que proponen una enseñanza basada en el perfeccionamiento de la técnica, la exigencia y el profesionalismo. Características propias del deporte de adultos, y que debería encontrarse lejos de los verdaderos métodos de enseñanza en las edades tempranas.